Big in Japan V

KIOTO, sábado 15 de agosto de 2014 (madre mía, ¡qué calor!)

"Día libre para sus actividades personales". Al ser pocos los días en los que poder conocer mejor los dos núcleos urbanos importantes que íbamos a visitar, no tomamos ninguna de las excursiones ofertadas y decidimos hacerlo a nuestro ritmo y gusto. Resulto ser el mejor día hasta entonces de los que pasé en Japón.

Sin el rigor de levantarnos tan pronto, hicimos prácticamente el misma excursión que una de las ofertadas ¿Adivináis? ¡Más templos! Pero si tengo que decir la verdad estos fueron los que más me gustaron, quizás porque no tenía prisa en verlos o porque ofrecían cosas realmente espectaculares como veréis a continuación.

Tomamos un tranvía que nos llevó directo a Arashiyama donde visitamos el Templo Tenrygury y el Bosque de Bambus. El tranvía no tienen nada de especial y el trayecto es rápido, 17 minutos, pero bastante aburrido. Lo bueno está al llegar a la estación final. Es como si hubieses llegado a un pueblito muy alejado de la ciudad. Del templo lo mejor es un jardín zen y el hecho de que lo puedas visitar, sentarte en sus tatamis, sacar fotos del interior y disfrutar de su apabullante jardín Zen.






Junto al templo hay un espectacular bosque de bambú al que tendré que volver (ojalá), porque tuvimos un fallo, nos perdimos el puente de Togetsuko...vaya, con lo cerquita que estabamos. Nos dió por entretenernos con un bodorrio que se estaba celebrando y claro, ni nos fijamos en la guía que llevabamos. El bosque merecía la visita en cualquier caso.


De allí fuimos a la otra punta de la ciudad a conocer el Monte Inari donde se encuentra el santuario sintorísta Fushimi Inari Taisha donde un camino de miles de torii se distribuyen por toda la montaña.  Se puede visitar la sala principal, pero lo mejor es subir la montaña a través de las calles que forman los torii. Es una de las cosas más espectaculares y bellas que he visto en mi vida. Si se llega a la cumbre se de otra perspectiva de la ciudad. Tengo mil fotos en la zona, en serio, y es aquí en el único lugar que compré un souvenir con todas las letras: un mini-torii.




El día acabo a la grande. Después de comer tocaron mi fibra sensible..."Maxi...¿sabías que en Kioto está el museo internacional del Manga?". Casi me pongo a llorar de la emoción y tras un rápido sandwich (otra vez), para allá que fuimos.

Ojalá en nuestro país la cultura del cómic tuviese la importancia y el prestigio que tiene en Japón. El manga no es una cosa de niños y ves a gente de todas las edades con los pequeños libritos que, como todo aficionado que se precie sabe, se leen de atrás para adelante. Dicen que si no sabes japonés este museo no es apenas disfrutable pero yo no comparto esa opinión. Miles de volúmenes ordenados por colección y año distribuidos por todo el edificio que  el visitante puede tomar para leer dentro o en el jardín que hay en la entrada. A eso hay que añadir paneles explicativos sobre la historia del manga, zonas lúdicas y tienda de recuerdos. Para un aficionado como yo al cómics, Japón es un paraíso. La capacidad de su industria es alucinante por no hablar de la animación y la música pop derivada del mismo.  Todavía me quedaba Tokio, pero Kioto ya ma había conquistado.





Más o menos este fue el recorrido, todo usando la red de transporte público y haciendo amenos traslados a pie.


Para decir adiós a Kioto volvimos al centro, paseamos por sus galerías comerciales y otra vez muertos a la cama. No podía estar más encantado con el día y con la ciudad en la que había pasado los dos últimos días. 

LECCIÓN DEL DÍA: ¡Nunca más me acomplejaré por leer comics después de los 40 años! (en realidad nunca lo he estado, pero como sentencia no queda mal)


Big in Japan IV

KIOTO, viernes 14 de agosto de 2014 (Tarde)


Ya os comenté que tengo que dedicarle dos post al viernes 14 de agosto porque la tarde y la mañana no se parecieron en nada. Hasta la hora de comer la visita fue organizada y ya por la tarde nos dieron tiempo libre, y muchas indicaciones, para recorrer lo que quisiéramos. Así que con nuevos amigos, nos dirigimos a un nuevo templo, al Santuario Yasaka, también denominado Santuario Gion, por que está situado en ese distrito de Kioto, que es sintoísta y desde el que se pueden disfrutar, al estar situado sobre una colina, una buenísimas vistas de la ciudad





Al templo llegamos atravesando Sannen-Saka, una calle llena de encanto, con muchas tiendas y muchos japoneses con Kimono, algo que me sorprendió. Vi a tantos vestidos así que no es de extrañar que ellos piensen que en Sevilla van todas vestidas de flamenca.  

Una de las atracciones de Kioto, y particularmente de Gion son las Geishas y, para que no se confundan con otra cosa, aquí traigo la wikipedia para definirlas

Una geisha (芸者), pronunciado gueisha, es una artista tradicional japonesa, cuyas labores constituyen, tras un aprendizaje que podía ser tanto desde los 15 años o de la infancia, en entretener en fiestas, reuniones o banquetes tanto exclusivamente femeninos o masculinos como mixtos. En la región de Kinki los términos geiko (芸妓) y, para aprendiz de geisha, maiko (舞妓) han sido usados desde la restauración Meiji. Las geisha fueron bastante comunes en los siglos XVIII y XIX; hoy en día aún existen, pero su número ha disminuido.

El caso es que existen actualmente pero es una proeza verlas. Nos recorrimos Gion de arriba a a abajo y nada, ni una conseguimos ver. Lo único que pillamos era un travesti, lo prometo, haciéndose selfies imposibles. Nada que objetar, es más resultó mucho más exótico que cualquier Geisha. En un teatro en el Gion Corner actúan en un espectáculo pero tiene un tufo tan turístico que declinamos entrar. Hacía años que no me entraba un ataque de risa tal viendo el vídeo que promocionaba la actuación. Lo sé, demuestra poco respeto por un arte que es milenario pero claro, teníais que ver el vídeo: flaco favor hacía a las actuaciones. Lo siento mucho por la gente que hizo la cola pero días después nos confirmaron que era una cosa muy para turistas, con ceremonia del Té y un rollo de Samurais que hacían algo así como Zum Zum Zum agitando los brazos al aire. (literal)

Con la guasa seguimos el paseo llegando a la hermosa Shimbashi Dori, calle recomendada en todas las guías pero por la que pasamos ya exhaustos, y nos fuimos directos a Pontocho Dori, otro de los sitios con encanto de la ciudad. 


Justo detrás de la foto que veis, hay una callecita, Pontocho, llena de restaurantes, que dan en su parte posterior al rio Kamo. Los hay de todos los precios pero justo fuimos a fijarnos en los que eran más caros y nuestro propósito no era otro que tomar una simple cerveza. Así los 6 magníficos, agotados, decidimos que nos meteríamos en el primer sitio que encontrásemos, y cosa importante de Japón: los negocios, sean de lo que sean, no siempre están a pie de calle o en un centro comercial, hay un montón que están en pisos superiores a los que se accede subiendo escaleras o ascensores.


Así fue que dimos con un bar en un primer piso que, no exagero nada, llenábamos los 6. El sitio, muy curioso...¡Estaba preparado para música en vivo! ¿Donde se meterían? Yo no sé lo que podría medir pero era muy muy pequeño. Por lo menos la camarera, otra tía de traca, hablaba inglés (intuyo que más idiomas). Abajo una foto del bar, un rincón por el que os podéis imaginar como es el resto.


Para acabar volvimos al hotel dando una vuelta por la zona comercial de Kioto, Kawaramachi, para llegar molidos al hotel.  Cené un sandwich de pavo con curry, ya veis que exótico, y me metí en el cama muerto y con un dolor de piernas de aúpa. Anduvimos un montón y es, al fin y al cabo, como mejor se conocen las ciudades.


LECCIÓN DEL DÍA : Siempre, siempre, siempre hay que estar atento a los carteles, no sabes lo que te puedes encontrar en las plantas superiores de los edificios de Japón

Mi entrada de los Lunes/5

Retomo una costumbre que es, rompiendo la serie que estoy publicando sobre Japón, publicar un post todos los lunes. Lo hago nuevamente inspirado por el flechazo vivido el sábado en una de esas tiendas de zapatillas cool, Consuela (Valverde 8),  que hay por el centro de Madrid....


...No eran exactamente estas Nike Air Vortex Vintage Green pero se le parecían mucho. Menos mal que un ataque de coherencia mi cartera se resintió avisándome de la poca vergüenza que tenía si me llevaba ese par de zapatillas a casa.  


En el entorno de Gran Vía siempre hay mucha gente pero lo del sábado me recordaba a los primeros días de la navidad..¡Qué cantidad de Gente! Yo había salido con la intención de pasearme por aquellos lugares que celebraban el día de Batman, como la FNAC de Callao, y aunque no encontré nada de lo que buscaba, pues creo que del personaje ya tengo lo más interesante de todo lo publicado, me llevé esta simpática camiseta en recuerdo del ese día, cortesía de ECC cómics por comprar, ya ves tú, un calendario para 2016.


Volviendo a la calle empecé a ver un montón de forzudos y cuando comenté ¡Vaya, si que ha habido gente matándose en el gimnasio durante el verano! me corrigieron diciendo que si no me había enterado que se estaba celebrando un congreso de culturismo en Madrid. ¡Así notaba yo que las calles se habían quedado más pequeñas! con esos armarios empotrados no me extraña. Huí de Gran Vía a zonas más "tranquilas" como el Tribal o Chueca que esas horas, en torno a las 7 de la tarde, eran lugares más transitables. Allí me fije en la mejoría que ha pegado la Plaza Vázquez de Mella.


La luz era favorecedora y ofrecía una bonita estampa de una plaza que un tiempo atrás, no hace mucho, era una de las menos agraciadas de la capital. El super-cool Hotel Oscar ya hizo mucho dignificando el lugar así que solo faltaba que pusieran un par de terrazas y maceteros con arbolitos y plantas más arregladitas para convertir un páramo de hormigón en una placita acogedora. Muy cerca de allí se materializo otra historia de amor.

A lo lejos ya me fijé en él, bien colocado entre otros objetos en un bonito escaparate. Fue verlo y querer entrar al local a interesarme por él. Así fue como conocí Studio de Verona, una preciosa, en serio, tienda de decoración en el número 8 de la calle San Marcos. Es curioso con lo me gusta salir (alternar, que dicen algunos) y me gustan los trapos que nos ponemos encima, soy capaz de resistirme a todo, zapatillas, cómic, camisetas, una copa, una hamburguesa...pero no me resisto a las cosas para la casa, me chiflan.  Lo mejor que pueden decir de tu casa, sea grande, pequeña, humilde o pudiente, es que sea acogedora, y es algo que me han dicho muchas veces y por lo que me siento muy afortunado. Es verdad que trabajando y estando en casa solo para dormir, se disfruta poco pero los pocos momentos que tienes para estar en ella tienes que estar a gusto y disfrutarla.

Ya me gustaría a mi tener dinero para comprarme un chester de piel marrón oscuro pero, como la mayoría de los mortales, mis presupuestos son más ajustados. ¿el secreto? ser realista, así que he tirado mucho de IKEA y otros sitios populares pero siempre añadiendo algún objeto especial que te diferencie y que marqué tu carácter y tus gustos. Enmarcar las portadas de la revista Rolling Stone, un luminoso en forma de & o unos cojines especialmente pensados para el lugar en el que van a colocarse, pueden convertir un espacio frío en un lugar del que no te quieras mover.  

En Studio de Verona tienen el Chester, sí, pero también un montón de cosas que pueden convertir un rincón de tu casa en un sitio diferente sin tener que gastarte una fortuna. No pude resistirme a este cojín relleno de plumas con la bandera de Noruega. 


¿Os acordáis un anuncio de televisión donde una pareja celebraba con una cena al haber cambiado un tiesto de lugar? pues igual me siento yo. Si estáis por Madrid merece la pena pasarse por la tienda para ver sus complementos y, por favor, sus lamparas ¡qué lamparas!. Os recomiendo que sigáis sus noticias y proyectos en su muy interesante página de Facebook.

Y del mismísimo centro de la capital a Villaviciosa de Odón, donde existe un local que no tiene nada que envidiar a los restaurantes más chics que ahora pueblan las calles Pez y Corredera Baja de San Pablo. Se trata de Básico, un restobar que se une a la gran oferta culinaria que tiene este pueblo cercano a Madrid.  Es un local con una decoración exquisita, un trato fabuloso, unos desayunos muy buenos y económicos y un carta sorprendente (El atún estaba...mmmmmm).  Muy recomendable si venís por Villa, ¡ah! y con unos platos fabulosos en constante, por lo que leo y me cuentan, evolución. 



 Tengo que admitir que desayunar con Erotica de Madonna de fondo ayuda a recomendar este local 

Para cerrar, tocando un poco la actualidad...¿Tendrá algo el mio?


Con la que está cayendo por lo de Volkswagen estoy preocupado por mi Herbie. ¿Tendré que poner una reclamación? La verdad es que emitir, no emite nada pero suena un poco a lata. Das Auto.

¡Feliz semana! Mañana seguimos con Japón...

Big in Japan III




KIOTO, viernes 14 de agosto de 2014 (Mañana)

Tercer día y momento celebrity. Terminando de desayunar en el hotel vemos en la cola a María del Carmen Martínez Bordiú y ¡Oh Sorpresa! un mes después la encontramos comentando su viaje al imperio del Sol Naciente en las páginas de la revista ¡Hola! ¿Qué raro no? ¡Lástima no haberle hecho nosotros alguna foto para venderla antes!. El día estuvo dedicado a ver tres templos ¡tres! en una sola mañana. Sarna con gusto no pica y Kioto es el ejemplo de ciudad más tradicional por lo que para ver todos los templos que se encuentran en ella se necesitan más de tres meses en la ciudad. Fue capital del país hasta 1868 y allí es donde encontramos más ejemplos de la milenaria cultura nipona, Samurais y Geishas incluidos.

Nijo-jo fue construido en el 1603 como residencia del primer Shogún del clan Tokugawa. La visita, que sería una de las mas celebradas por todos los que estábamos allí, nos permite descubrir las estancias del palacio Ninomaru y como vivían en aquella época. Todos sentimos curiosidad por el suelo, que crujía a cada movimiento emitiendo un sonido como de ruiseñor y que servía para alertar a posibles intrusos. Tuvimos que entrar descalzos y no nos permitieron hacer fotos en el interior. La puerta para llegar al templo, Kara-mom, es francamente majestuosa y no hay que dejar de dar una vuelta por los jardines.




Al segundo templo de la mañana ni siquiera pudimos acceder pero ya observarlo desde fuera era algo maravilloso. La luz del día, nublado, daba un brillo espectacular al llamado pabellón dorado, el Templo de Kikakuji. Este templo budista fue levantado en 1397 como villa de descanso del tercer Shogún y en 1994 declarado Patrimonio de la Humanidad.


La última parada de la mañana fue en otro santuario sintoista, el de Heian. Construido en 1895 le precede uno de los Torii más grandes de los que se encuentran en japón. Aquí es donde oí la frase "de ahora en adelante, me hago sintoísta".



En el jardín de este santuario  se encuentra el precioso puente Taihei-katu, o Hashidono que aparece en la película “Memorias de una geisha”. De las cosas que más me llamaron la atención de ese día fueron los jardines y los cuidados que están, aunque claro con esa humedad que tienen en todo el país, las plantas lucen mejor. Son realmente lugares para la tranquilidad y la reflexión aún estando atestados de turistas.


Todo esto fue hasta la hora de comer donde tuvimos la suerte de sentarnos con dos parejas de Valencia de las que ya no nos separaríamos en todo el viaje. Son gente tan maja Javi, Pilar, Sonia y Pedro que espero mantener en contacto con ellos para siempre. La tarde fue libre y muy intensa, por lo que he tenido que dividir este post en dos partes. 

Lección 3: Lo bueno de los viajes organizados es que si eres algo sociable puedes conocer a gente realmente fantástica con la que pasar momentos divertidísimos como los que vinieron horas después de compartir mesa.

¡Batman Day!

Me entero por las redes sociales que hoy 26 de septiembre de celebra el Batman Day 2015. El evento se celebra en todo el mundo y abarca todo lo que tenga que ver con el que es uno de los más famosos personajes del cómic de todos los tiempos. La efemérides viene a cuento por el 76 aniversario de DC cómics pero nunca viene mal entretenerse un poco con este tipo de celebraciones.


En España son varias las librerías que se unirán con firmas y ventas especiales, yo lo celebraré tirando de colección y eligiendo las que son para mi las 10 más especiales historias que tengo del personaje. Lo mejor de todas las escogidas es que podrían ser un primer acercamiento al mundo del cómic pues no son necesarios conocimientos previos, es solamente abrir o ver y disfrutar.

Las películas de  Christopher Nolan

Batman Begins (2005)
El Caballero Oscuro, The Dark Knight (2008)
El Cabellero Oscuro, La Leyend Renace, The Dark Knight Rises (2012)


Son tres películas que elevan la calidad del cine de superhéroes ya que para muchos son de lo mejor del género. Sobre todo la segunda parte que, algo inédito en este tipo de películas, le supuso un Óscar póstumo a Heath Ledger por su interpretación del Joker.  Yo también las defiendo aunque creo que el aspecto físico de Christian Bale, que interpreta a un muy comedido Bruce Wayne, no es el que tenemos en mente quienes hemos leído cómics del personaje. El muy criticado Ben Affleck y su superlativa mandíbula se acercan más a la imagen del Batman más tradicional. 


La Broma Asesina



Han pasado ya muchos años de su publicación, en 1988, y sigue pareciéndome la mejor historia del Joker. Los enemigos de Batman son una de las cosas más atractivas del personaje y el payaso del crimen (Guasón en Latino-américa), el mejor y más carismático de todos ellos. La historia es corta e intensa y muestra a ambos personajes como reversos de la misma moneda. El guión del prestigioso Alan Moore es memorable y los lapices de Brian Bolland son geniales siendo un cómic que ha envejecido estupendamente. Actualmente existe una muy cuidada edición por ECC Cómics.

Mad Love


Escrito por Paul Dini y dibujado por Bruce Tim, responsables de la exitosa serie de animación de los 90 en la que precisamente nació el personaje protagonista de esta historia. El espíritu es el mismo que de la serie animada como también lo es su aspecto visual. La historia del amor-odio entre Harley Quinn y el Joker resulta tan entretenida, disfrutable y bien contada que fue premiada con un prestigioso Eisner (los oscars del cómic) en 1994. Como comentaba, Harley Quinn, un personaje divertidísimo y estrafalario como casi todos los malos del detective, debutó en la serie animada en 1992 y de allí saltó a los cómics. Editada en España por ECC en un tomo que contiene otras historias.

Batman en Barcelona. El Caballero del Dragón.


No es ni de lejos la mejor historia de Batman pero la he incluido en el listado por la expectación que causó su lanzamiento en nuestro país y porque la actualidad nos lleva a la ciudad condal. El guionista Mark Waid desplaza a uno de los mortíferos enemigos del murciélago, Killer Croc, de las cloacas de Gotham a las de Barcelona. El pobre se cree la reencarnación del Dragón de la leyenda de Sant Jordi y hasta allí viaja el bueno de Bruce a decirle (y soltarle) cuatro cositas. La historia no es gran cosa pero no deja de ser curioso ver al personaje pasearse por los rincones más significativos de la ciudad condal. El dibujo del español Diego Olmos y la edición que hizo Planeta contaba con un prólogo del entonces alcalde de la ciudad, Jordi Hereu. Desconozco si se ha vuelto a editar desde que salió allá por 2009.

Batman en los años 60

La televisión fue la causante de la primer Bat-mania. Se produjo en los años 60 gracias una de las series más surrealistas y colorista que se ha emitido jamás. Colocó al Batman y a Robin, Adam West y Burt Ward, como autenticas figuras de la cultura (y el arte) pop. Emitida entre 1966 y 1968 hoy es aclamada como una joya del kitsh y dentro de sus 120 episodios hay momentos, y personajes, francamente geniales. Hay editada una película, que se rodó en 1966 tras la emisión de la primera temporada, que protagonizan los villanos más famosos (Pingüino, Enigma, Catwoman y el Joker) que sintetiza a la perfección todo el estilo que tuvo la serie. 



Batman Animado


Hay una cosa en la que DC gana por goleada a Marvel y es en la animación editada directamente en DVD o Blu Ray. Los títulos lanzados por la compañía no solo son muy fieles a los cómics en los que se basan sino que tienen una buenísima calidad. Batman es el personaje que más títulos protagoniza solo o en compañía de otros héroes. El Hijo de Batman o Asalto a Arkham se pueden encontrar muy baratas y ofrecen cine de acción y calidad para mayores de 12 años. En la segunda hace aparición El Escuadrón Suicida, que será una película con la que DC ampliara su universo mediático compuesto de series (Arrow, Flash, Supergirl) y películas ( Batman y Superman, juntos en 2016).

El Largo Halloween


Otros dos grandes son los responsables de una de las mejores historias más o menos recientes del Hombre Murcielago. Una serie de 13 episodios escrita por Jeph Loeb y dibujad por Tim Sale que cuenta un año entero en la vida de Bruce Wayne en los comienzos de su andadura como Batman. Aparecen los más importantes enemigos del personaje y el origen definitivo de Harvey Dent como Dos Caras. Una suerte de thriller en que el detective trata de descubrir la identidad de Festivo, un homicida que aprovecha las fechas señaladas del calendario para cometer sus crímenes. Es definida como un clásico moderno, y no les falta razón a quienes así lo afirman. La edición en tomo de ECC es, nuevamente, impecable.

Batman Año Uno


En 1985 una serie limitada llamada Crisis en Tierras Infinitas puso patas arriba el universo de DC. El conocido como primer reseteo de en el mundo de los cómics, dio via libre para que sus personajes más conocidos empezaran de cero. Al Superman de John Byrne y a la Wonder Woman de George Perez, se unió Batman bajo la batuta de Frank Miller y David Mazzuchelli, que ya tenía experiencia en dibujar ambientes urbanos y decadentes tras una aplaudida etapa en Daredevil (Marvel). El personaje se re-definió, perdió su aura pop y de paso, por un tiempo, la compañía de su eterno pupilo. Son 4 números publicados en 1987 que relatan el origen de Batman y, en paralelo, el de Jim Gordon, el comisario de Gotham convertido con los años en uno de los mejores aliados del héroe en contra de los poderes corruptos de la ciudad. Muy recomendable, lástima que no tenga ninguna edición decente pero es un cómic muy popular y es fácil de encontrar,

El Señor de la Noche

Aunque esta lista no tiene un orden muchos me crucificarían por no poner El Regreso del Señor de La Noche de Frank Miller en primer lugar. Según Stephen King "Probablemente la mejor obra del mundo del cómic jamás publicada". Nada más que añadir a esta historia de un Batman crepuscular y retirado que decide volver cuando la violencia de Gotham se vuelve insoportable. No es un sólo un cómic, es probable que todo el Batman conocido desde su publicación, en 1986, este condicionado por esta obra. Encumbró a Frank Miller y cambió para siempre la industria del cómic que se atrevió a mostrar violencia más explicita y personajes menos planos, más complejos. Una joya. Yo tengo una edición de Norma de 2002 pero todas las editoras que han tenido estos años los derechos de DC, Planeta y ECC, la han tenido y la tienen dentro de su catálogo permanente.


Por cierto, me da a mi que la aventura que vivirán Superman y Batman en año que viene bebe mucho de esta historia. Veremos.

Robin, año uno.

Para acabar sé que no es de lo mejor, pero le tengo un cariño especial a este Robin, Año Uno publicado en 2001 en USA y en 2003 en nuestro país por Norma. La historia, que tiene a al Murciélago como secundario, supone un espaldarazo a un personaje no muy apreciado por algunos lectores. Muchos han llevado la casaca roja, pero el que más tiempo la ha lucido ha sido Dick Grayson, el Robin clásico y protagonista de esta historia donde se enfrenta al Sobrerero Loco, Mr Freeze y DosCaras.  Escrita a la par por Scott Beatty y Chuck Dixon, el dibujo va a parar a Javier Pulido y Marcos Martín, aclamados dibujantes españoles que le dan al cómic un estética näif y cercana a la de la serie de animación de los 90. Una delicia.


¡Que tengáis un estupendo Bat-Dia! y venga, dale una oportunidad al cómic como forma de entretenimiento, te lo dicen ellos:


Creo que dedicaré el post del sábado siempre a mis compis del grupo La Mazmorra de Lavteria, grupo de Facebook del que aprendo un montón de cosas sobre este mundillo que me acompaña desde los 8 años.